No te compares con nadie!

En tu proceso de recuperación, no te compares con nadie,  tú eres un ser único, irrepetible e inigualable.

Cada uno lleva su camino y la recuperación no es algo que se pueda comparar, ni medir en cuanto a pasos adelante o hacia atrás en relación con otra persona.

MANTENTE FIRME EN TU ASPIRACIÓN POR SANAR y no te compares ni contigo mismo. Como aquel que escala una montaña donde no ve la cima pero confía en que existe.

 

No te compares con la persona que eras antes de enfermar, porque esa etapa ya pasó y no sirve de nada mantenerte en ese pasado que contuvo los pasos que te llevaron a enfermar, repetirlo sería anclarte. Recuerda que en la vida lo único que permanece es el cambio, acepta esto y entiende que para sanar has de decir SI a esta nueva etapa y a todo lo que trae consigo.

Una vez iniciado el proceso, la recuperación no es lineal, es como cualquier acontecimiento  en la vida, quien tiene una vida lineal en la que cada dia sea igual al anterior? unos días nos parecen mejores, otros peores, un día llueve y al rato sale el sol, aceptar la vida pasa por aceptar la montaña rusa de nuestro proceso personal.

Y así, iran pasando los meses, incluso los años y tú, que sigues aferrado en tu empeño de recuperación, verás que  un día la chispa aparecerá en tu camino y ohhhhhhh te lo digo yo, cualquier esfuerzo habrá merecido la pena

Lee historias de sanación y/o de personas que han salido adelante en la vida e inspirate en ellas.

No necesitas leer solo acerca de personas que han atravesado una enfermedad y le han ganado la batalla. Puedes leer biografias de grandes personajes que han conseguido lo que se proponian en la vida: Gandhi, Nelson Mandela, la Madre Teresa de Calcutta, todos ellos perseveraron en su intento por llevar a cabo grandes cambios en los que muy pocos creían.Y lo consiguieron…

                                       “CREE Y CONFÍA EN TU PROCESO DE RECUPERACIÓN,

                                            SI TÚ NO CREES EN ÉL, NADIE MÁS LO HARÁ”

 

5 Comentarios en “No te compares con nadie!

  1. Pingback: Sin ti, no es lo mismo… | La Sanación de Amaya

  2. Qué bien me ha ido este post. He tenido un momento de bajón de esperanzas. Estaba resumiendo tu tratamiento y pruebas para llevárselo a mi doctora y me fijé en la palabra PERSEVERAR del lateral de Nube de Etiquetas.

    Gracias gracias gracias Amaya 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *