Focaccia vegana sin glúten, lácteos ni huevos

IMG_6368Hace más de un año que no escribo, no, eso no es verdad. No he escrito en este mi querido blog, pero lo he hecho y mucho en mi web Tratamiento Candidiasis.
Recapitulando me doy cuenta que han ido pasando muchas cosas que me han tenido ocupada y como buena perfeccionista que soy, me parecía que escribir aquí de forma rápida con mi tiempo sobrante, no iba a salir cómo yo quería, tan perfecto….

Así que, hoy, con la decisión de escuchar un poco menos a esa voz que todo lo quiere perfecto y sabiendo que me miente, porque sacar matricula de honor en todo es un imposible, aquí me tenéis con una entrada cortita.

Una de las cosas con las que más disfruto es cocinando, es una suerte, pues, con todas las intolerancias que tengo y con todo lo que por voluntad propia decido no comer ( comida basura, procesada, azúcar etc..), cocinar es clave para seguir disfrutando de la comida.

El otro día, llegué a casa de mi hermana y descubrí este libro “Pan y mantequilla” de Erin Mackenna. Está lleno de recetas para hornear sin gluten y sin lácteos, que bendición!. María Ester, mi hermana, también había comprado todos los ingredientes, así que su despensa estaba llena de todo lo necesario para que yo, en un plisplas me pusiera manos a la obra. Esta es la receta modificada y adaptada a mis intolerancias que hornee para la hora de la cena.

 

Focaccia IMG_6368

10 raciones aprox

Ingredientes

  • 1/2 taza de aceite de coco derretido y un poco más para engrasar la bandeja
  • 2 tazas (200gr) de harina de avena sin gluten certificada
  • 1 taza más 1 cucharada (205 gr) de almidón de yuca. La receta original lleva almidón de patata.
  • 3/4 de taza de arruruz
  • 3 cucharadas (20 gr) de semillas de lino molidas
  • 1 cucharada (15 gr) de polvo de hornear
  • 2 cucharaditas de sal
  • 2 y 1/4 de levadura seca activa sin gluten
  • 1 cucharadita de goma xantana
  • 2 cucharadas de sirope de arroz. La receta original lleva sirope de agave.
  • 1/2 taza (120 gr) de leche de coco templada
  • 1 taza (225 gr) de leche de arroz templada
  • Romero fresco

Cómo prepararla

1. Forra 2 bandejas de horno con borde papel de hornear y resérvalas.
2. Vierte el aceite de coco en una de las bandejas preparadas y refrigérala 30minutos. El aceite se endurecerá formando una lámina fina y sólida que se romperá en pedazos luego.
3. En un cuenco grande mezcla la harina, almidón de tapioca, el arruruz, las semillas de lino molidas, el polvo de hornear o bicarbonato, la sal, la levadura y la goma xantana. Añade el sirope de arroz, la leche de coco y la leche de arroz tibias, y con la ayuda de una espátula de goma, remueve hasta que la masa se despegue fácilmente de las paredes del cuenco. Si la masa es demasiado fina, añade una cucharada de arruruz cada vez. Si la masa es demasiado seca, añade poquito a poco un chorrito de agua templada.
4. Coloca la masa sobre la segunda bandeja de hornear forrada y extiéndela con cuidado con las yemas de los dedos, hasta que la masa tenga unos 2,5 cm de grosor y muestre hoyos profundos formados por las huellas de tus dedos por toda la superficie. Una la masa con aceite, cúbrela con un paño y déjala levar 1 hora.
5. Precalienta el horno a 200ºC.
6. Saca de la nevera la bandeja con el aceite de coco endurecido y rómpelo en trozos de aproximadamente 1 cm de anchura. Coloca las esquirlas de aceite de coco en cada hoyo de la masa. Si sobran trozos presiona sobre la masa aleatoriamente.
7. Pon las hojitas de romero fresco por encima de la masa (totalmente opcional).
8. Hornea 20 minutos y luego gira la bandeja 180 grados. Hornea hasta que la masa esté bien dorada (5-10 minutos depende de la temperatura de tu horno). Retira la focaccia del horno y déjala enfriar 15 minutos antes de cortarla.

Disfruta y cuéntame si te ha gustado!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *