Actitud de ganadora.Carta a David

Para recuperarte no puedes quedarte de brazos cruzados, posiblemente tendrás que llevar un tratamiento y realizar un sin fin de cambios que cada cual ira aprendiendo por el camino. La ACTITUD es clave en este proceso, necesitas adoptar una actitud de ganadora, de saber que tú puedes y de que el esfuerzo va a merecer la pena

Que delicado exponer algo tan íntimo como esta carta que le escribí a David en Enero del 2010.En  mi anterior entrada me comprometí y voy a  ser consecuente.

Eran tiempos difíciles para nuestra relación de pareja, habían pasado casi dos años desde que había enfermado brutalmente y ningún medico se atrevía a  asegurarnos la recuperación, en realidad ni tan siquiera me hablaban de una posible mejoría.

David no lo soporto más y decidió marcharse a la India a pasar ese invierno, el del 2010, el invierno más desolador de toda mi vida y a la vez el que más crecimiento interior trajo consigo…

Esta carta la escribí un día, se la mande y la deje allí, guardada en una carpeta del escritorio titulada “Cartas a David”.

La escribí cuando todavía  no  había mejorado nada, Llevaba desde Agosto del 2008 prácticamente en cama, aislada, estaba realizando control ambiental, cambiado la dieta, había comenzado el tratamiento con la Dra. Goodman  y aun así no  mejoraba.

La he vuelto a releer ahora en el 2012 dándome cuenta de que, aunque en ese momento no fui consciente, esa carta fue en realidad una carta a la vida y no a mi pareja.

David realmente fue la excusa para sacar, a través de estas letras, la fuerza que me ha hecho perseverar durante todos estos años.

Me llama la atención la seguridad que plasmé en ella y la certeza  con la que escribí acerca de mi recuperación, os aseguro que lloré como nunca escribiendo esta carta…eran momentos de profunda enfermedad.

Crearos una idea de sanación en vuestra mente y aferraros a ella invencibles, esa fuerza os dará la disciplina, el entendimiento y la constancia para  realizar cualquier cambio que necesitéis  para recuperaros.

Las palabras en negrita son el mensaje que deseo transmitir.

Carta a David Enero 2010

Querido amor:

Ha sido muy doloroso escuchar de ti palabras como… “que planes se pueden hacer contigo y con tu enfermedad“, déjame decirte mi querido David, que no estoy muerta, que mi corazón sigue latiendo y que si yo puedo hacer planes con mi persona imagino que alguien que me quiera también podrá hacerlos conmigo…..

Si algún día dejara de hacer planes sería porque he perdido toda ESPERANZA y ese día voluntariamente me quitaré la vida….

Pero eso no ocurrirá porque se que voy a sanar y que dejaré atrás toda esta experiencia saliendo de ella enriquecida e interiormente fuerte. Podré probar a todos, incluido a ti, que creí en mí, confié en la fuerza que todo lo puede y salí adelante, solo tengo que tener un poco más de paciencia….

Esta enfermedad no me ha cambiado por dentro, aquello que es eterno no se ha ido y me ha dejado, mi alma sigue intacta y en pie, todo lo que me hace ser la persona que era y soy, aquella tan especial de la que te enamoraste,sigue aún aquí…

Que pena que, al decirte que lo dejábamos tu no hayas reaccionado con un: porque Amaya?, no digas eso? estamos en esto juntos…..en esto que no es más q el vivir, un día tu estás abajo y yo arriba y otro día puede ser al revés….y eso es así…

Dices que conmigo no se puede hacer planes, pues yo tengo un PLAN y es el siguiente:

En el proceso de sanación es muy importante la fe, la alegría, los proyectos, creer y que crean en tí, centrar tu energia en la gracia sanadora de Dios, pedir, orar…para sanar uno debe saber que su yo futuro es un yo sano, lleno de vida, de esperanza, de luz y de amor y esto al fin y al cabo es un plan, muy ambicioso, lo sé, pero un plan que tarde o temprano se hará realidad…

Me niego rotundamente a contemplar la idea de un futuro enfermo, en eso,  discrepo contigo y no creo que sea beneficioso para mi aceptar la idea de que “quizá no sane”, algo que muchas veces me has animado a admitir ,diciéndome que hay que: “ser realista”, ahora veo porque  decías eso….y es porque tú tienes muy presente esa idea dentro de ti y así David….no llego a ninguna parte….de hecho la tienes tan presente que crees no poder  hacer planes conmigo….que pena porque mi vida va ha ser hermosa y tú te la puedes llegar a perder….

“No puedo, ni quiero soportar la enfermedad”, esa ha sido tu segunda frase, ha calado dentro, muy dentro de mi…no te  puedes imaginar lo que eso supone para un ser enfermo que intenta con todas sus fuerzas sanar, sanar, sanar….

Me he sentido tan rechazada, he sentido que al estar enferma, ya no  te valgo más….yo sé que eso no es así, que yo si que valgo, que merezco la pena, que merezco tanto la pena que los que me quieran estarán a mi lado hasta el final porque ellos también creen que saldré victoriosa de esta experiencia.

No te culpo, o por lo menos intento con todo mi corazón no hacerlo….si a mi lado no eres feliz, no puedo cambiar tus sentimientos y menos retenerte…

De verdad que me hubiera gustado viajar contigo el viaje de la vida y compartir tantas cosas que yo si tenía en mente que compartiríamos, a pesar de los pesares….

Yo por mi parte, sí hubiera dejado muchas cosas  por seguir a tu lado, hubiera vivido donde tú hubieras sido feliz….acomodarse de vez en cuando a la persona que quieres no es dejar de quererse a uno mismo, es  compartir un amor y hacerlo infinitamente grande….

Mi vida no se ha  acabado aquí, atravesar  debilidades engrandece a quien las supera… 

Que en cada paso que des Dios bendiga tu camino….

Te amo profundamente, Amaya

**La carta la transcribo tal cual la escribí.

David y yo seguimos juntos, en la actualidad estamos atravesando como se suele decir “un momento dulce”.

Él  ha sido a lo largo de todo este proceso mi gran catalizador y me ha llevado a atravesar muchos momentos de catarsis, me ha ayudado a entender que jamás podremos juzgar algo como “bueno o malo” pues ese juicio escapa a nuestro entendimiento.

12 Comentarios en “Actitud de ganadora.Carta a David

  1. Bravo, Amaya, bravo, bravo y bravo!!!.
    La esperanza nunca se pierde. Sigamos teniendo esperanza y sigamos escribiendo para que los demás también la tengan. Un gran saludo esperanzador para personas como tú y como yo que buscan la luz en el camino.

  2. Pingback: Cómo llego a mi vida… « La sanación de Amaya.

  3. Pingback: Atención plena.Cómo llego a mi vida… | La Sanación de Amaya

  4. Enohrabuena por ese acto de valentía y creencia en uno mismo. Es la base para poder recuperarse; sin esa fortaleza es imposible la recuperación. Yo estoy en la fase en la que tu estás en el momento de la carta. Se ha ido… no puede más…..pero tengo que ser fuerte y creer en mí misma.
    Gracias Amaya.

    • Querida Virginia,

      sé que son duros los momentos que atraviesas, lo único que te puedo decir es que seas fuerte y sigas focalizada en tu recuperación.No lo culpes, no es fácil estar al lado de una persona enferma y al fin y al cabo, la enferma eres tú y no él, no se le puede obligar a nadie…además nunca sabes lo que hay detrás de una circunstancia que a primera instancia parece negativa, como el hecho de que se haya ido. A la larga, a mí y a mi pareja, ese distanciamiento nos hizo ver a ambos, que queriamos seguir creciendo juntos y en la actualidad nuestra relación de pareja se ha visto fortalecida por todo este proceso.Deseos de sanación.

    • NO siempre, pero la mayoría de las veces, la diferencia entre alguien que mejora de estás enfermedades y alguien que no lo hace tienen 4 nombres: fe, perseverancia, disciplina y conocimiento (leer, preguntar, investigar, ponerse en manos de alguien que sabe, buscar, indagar, poner en práctica).
      No hace falta morir para sentir que te han arrebatado la vida, y cuando esto ocurre, la única opción posible es empezar a buscar incansablemente como recuperarla de nuevo.

  5. Pingback: Sin ti, no es lo mismo… | La Sanación de Amaya

  6. Amaya, me sobrecoge tu historia y me admira tu fuerza. Me encantaría saber como estas ahora.
    He estado leyendo tu blog y he visto que te has quitado las amalgamas, pero no he leido que hayas estado quelando, creo que todos esos males pueden estar producidos por el mercurio y he leido que alguien te ha hablado de Andy Cutler, creo que es la mejor quelación que se puede hacer, tiene un grupo en facebook al que ayuda altruistamente, y también quería saber si has tratado tus adrenales, suele estar muy relacionado con el cansancio cronico, se agotan con el mercurio.
    Yo también estoy enferma, coincidimos en algunas cosas, y se, porque lo estoy pasando la lucha que llevas. Yo también me quité las amalgamas, y me hice un mineralograma y dio positivo.
    El mineralograma es muy interesante porque ves los niveles de los demás metales y minerales. Yo lloraba por las esquinas cada día, cualquiera que me viera podía pensar que tenia una gran depresión, pero en realidad era que no tenia litio, el mercurio lo arrastra todo.

    Mucha suerte!! y ponte genial!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *